Travel: Cuzco

photo3

Lo hice con la música y ahora lo haré con el mundo. La vida no se resume a un par de cubiertos (o tres, si contamos la marginada cuchara) al lado derecho del plato, sobre la servilleta bien doblada y preparada para recibir un ataque a metralleta de manchas y escupitajos. La vida no es solo comer y ser comido (Einc? ni yo lo entiendo esto último…. Por si las moscas, no me preguntéis por el documental de TVE1 que vi hace un tiempo.)

Viajemos pues por el mundo. Aunque sea a través de la pantalla en un recóndito lugar llamado salón de casa. Aquí os dejo una pequeña vivencia de la mano de Lea……

photo1 copia

Vengo en un autobús recordando un viaje muy especial, supongo que en parte por desastroso. El trayecto para cruzar la frontera entre Bolivia y Perú, la vuelta de Puno a Cusco. Se supone que la parte complicada es la de cruzar la frontera no el trayecto en autobús en sí, pero todo el que ha estado por esas tierras sabe que eso es mentira, lo realmente complicado es el trayecto en autobús. Ahora estoy también en un autobús, también en la primera fila pero con algunas significativas diferencias.

Mi recuerdo de esa noche está un poco difuminado. La noche era la protagonista e iba acompañada de su media naranja peruana: el frío, imparable e insaciable. Recuerdo no ser capaz de contar la cantidad de capas que llevaba encima, sí sé que eran muchas, muchas. Al lado de esa puerta que no paraba de abrirse y que nunca cerraba del todo, lo justo para que el frío no me diese descanso. Las mejillas congeladas aterrorizadas de pegarse a las ventanas cristalizadas y medio empañadas, o eso hubiese deseado. Nunca he pasado tanto frío como en aquél trayecto interminable en que ni la noche, ni el frío ni los constantes patinazos de ese autobús que flirteaba con los precipicios del altiplano, me permitían cerrar un ojo. Y llegar a horas ingentes a esa ciudad que me robó el corazón. Cusco de nuevo.

-Lea Dimant.

photo5

Hoy suena: Asa – Fire On The Mountain

output_omhFp8

Advertisements

One thought on “Travel: Cuzco

  1. That’s very evocative, Lea. Here’s something I wrote ( 1983 )
    inspired by a similar experience in the high Andes

    SONG of THE WOMAN WITH EYES CLOSED
    Riding through the floods
    The woman beside me is a monument
    She closes her eyes
    Lightly
    In one corner
    In the back
    She swims in the kicking
    Of goats on the roof
    The jog of tyres
    The drumming rainfall
    The mountain fog
    Thick
    As boulders

    The rains came every year
    The muddy water
    Her flesh eroded
    Her hands
    Feet
    Roots that stirred
    And tore and
    Squeezed
    Life from dirt
    Disolved

    Nails
    Jagged, blunted bone
    And the great arching backs
    Of her liver spotted hands
    Mottled
    Fine line ravines
    Those knotted lines
    Deep as years
    Grasp the white cord of her sandals
    Unconscious

    Once
    She dreamed of her mother’s God
    A Spaniard who came and said
    That she was his image
    With her collar of plastic and glass
    Her green fedora and flecks of mud

    An image is still life
    Sleeping and melting
    The corners of her thin lips
    Exhaling a flood of dreams

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s